Cuidados de las flores durante el verano

Cuidados de las flores en verano

 

Muchas de nuestras plantas florecieron hace varias semanas… ¡y nos gustaría que siguieran así! Como plantas estacionales, desde que nacen están programadas en un ciclo anual que concluye en el otoño. Para disfrutarlas al máximo, el mayor tiempo posible, ahí van algunos consejos:

  • Regar, por supuesto, pero también fertilizar. Deja que la superficie del suelo se seque antes de volver a regar. Cada cierto tiempo, añade fertilizante especial para plantas de flor. Estas variedades son "avariciosas" y necesitan muchos nutrientes para alargar sus flores.
  • Rompe la superficie del suelo para ayudar a que el agua penetre en la tierra y las raíces puedan respirar.
  • Poda o retira las flores y tallos muertos de forma regular. Cuando las flores mueren y empiezan a convertirse en semillas, siguen consumiendo energía de la planta, que esta podría aprovechar para crecer con más fuerza o para nuevas flores.
  • Como el verano está a punto de terminar, deja que se formen las semillas, puedes recogerlas para la próxima plantación. Mantenlas en un lugar fresco y seco para evitar que les salga moho.
  • Para asegurarte de que tus plantas están sanas y bonitas cuando vuelvas de vacaciones no necesitas cortas todas las flores, sólo aquellas que están recién florecidas: no vas a disfrutarlas durante tu ausencia y cortarlas permitirá a la planta guardar energía y preparar una nueva tanda de flores para el final del verano.
  • El verano es tiempo también para podar los arbustos de flor. Corta unos 20 centímetros los tallos jóvenes e introdúcelos en la tierra, agrupándolos juntos en jardineras. Colócalos en un lugar fresco y a la sombra y espera hasta la siguiente primavera. ¡Descubrirás que los palos han echado raíz!

Cookies en la web de VIKING

Nuestro sitio web utiliza cookies. Al continuar navegando, aceptas nuestra política de cookies. Para más información, consulta nuestro Aviso Legal.

Aceptar